Docente “discriminador” dice estar “arrepentido”

“Se me está dando muerte civil”, afirma

El abogado Juan Carlos Herrera Vargas dijo estar arrepentido y pidió “disculpas públicas” por sus insultos, expresiones de racismo y discriminación en una clase de la Universidad Gabriel René Moreno.

El docente, a través de una nota escrita, indicó encontrarse “totalmente arrepentido” y que se “retractaba de todas aquellas personas que fueron humilladas”.

Pocas horas después que se difundiera un audio, donde el involucrado se expresaba de manera despectiva e hiriente contra la dignidad de ciudadanos paceños, éste se vio obligado a dar la cara y disculparse.

"quiero pedir una disculpa pública a la comunidad universitaria de la Uagrm, pues además de haberme acogido en su seno desde mi formación y hace 20 años me permitió la dicha de poder dictar clases", destacó.

Herrera señaló que sus expresiones se emitieron fuera de contexto y que esta “ingrata situación” le está dando “muerte civil”.

Distintos sectores, especialmente de la comunidad universitaria de la Gabriel René Moreno criticaron duramente la actitud del académico y solicitaron su “expulsión” por dañar la honorabilidad del centro de estudios superiores.

El abogado Roger Guzmán declaró recientemente en la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen que el acusado por discriminación sufre de problemas mentales.

“Lamentamos las palabras proferidas por el docente. Sin embargo, en la Gabriel nos consta que padece de problemas mentales, tiene delirios de persecución y otros trastornos mentales debido a la muerte de su padre y al abandono de su esposa.

Hemos pedido a la fiscal que haga una investigación ecuánime”, sostuvo.